Etiquetas:

Fuente (editada): NME | Ali Shutler | 29 DIC 2021

La modelo, actriz y activista April Ashley murió el pasado 27 de diciembre a la edad de 86 años.

Nacida en una familia de clase trabajadora en Liverpool en 1935, Ashley se unió a la Marina Mercante cuando era adolescente. Después de un período en una unidad psiquiátrica y repetidos intentos de suicidio, se mudó a Londres en 1955 y luego a París, donde actuó en el club nocturno Le Carrousel.

En 1961 fue fotografiada para la revista Vogue como modelo y apareció junto a Joan Collins, Bing Crosby y Bob Hope en la película Road To Hong Kong. Sin embargo, su carrera como modelo se vio truncada cuando The Sunday People la denunció como trans en 1961 y estuvo involucrada en un caso de divorcio histórico en 1969 cuando un juez dictaminó que no era una mujer, a pesar de que su licencia de conducir y su pasaporte la identificaban como tal. Según el juez, no era posible cambiar de sexo legalmente, lo que invalidaba su matrimonio con Arthur Cameron Corbett. 

Fotografía: Pierre Manevy/Express/Getty Images

Posteriormente dejó el Reino Unido y se mudó a la costa oeste de EE.UU. para escapar de los prejuicios a los que se enfrentó hasta 2005, donde fue reconocida legalmente como mujer bajo la Ley de Reconocimiento de Género. En 2012 fue nombrada Miembro de la Orden del Imperio Británico (MBE) por su trabajo a favor de la comunidad trans. Más adelante aconsejó al actor Eddie Redmayne sobre cómo interpretar a una mujer trans en su película de 2015 The Danish Girl.

El día de su fallecimiento Boy George la rindió homenaje en sus redes, calificándola de «fuerza de la naturaleza y suma sacerdotisa trans».

Previamente, en 2020, Boy George había compartido una foto que había tomado a Ashley y escribió: «La primera dama ‘trans’ fotografiada por mí hace algunos años. April Ashley sigue siendo una inspiración sobre cómo vivir con gracia y dignidad. Con un gran sentido del humor». Después de su muerte, la leyenda del Culture Club dijo que ella era «una gran inspiración para mi generación y las posteriores».  

El activista de derechos LGTBIQA+ Peter Tatchell llamó a Ashley una «pionera trans», mientras que la periodista y presentadora Paris Lees dijo : “Es muy triste escuchar que April Ashley ha muerto. Tuve la suerte de conocerla y ella era luminosa y carismática y coqueteaba con los camareros sin parecer ni remotamente tonta a pesar de pasar de los 80. Su vida salvaje, triste y extraordinaria es una lección sobre cómo se trataba a las personas trans en el siglo XX».