Etiquetas:
“Desde hace más de diez años me siento diferente a la mayoría de las personas”, dijo Shanick Lucián Sosa Battisti, de 25 años.

Fuente (editada): Cadena 3 | 17/12/2019

Shanick Lucián Sosa Battisti, la persona de Tierra del Fuego que logró la autorización para figurar como “no binario” (ni varón, ni mujer) en su documentación personal, afirmó hoy que “por primera vez en mucho tiempo me siento libre y feliz”.

“Desde hace más de diez años me siento diferente a la mayoría de las personas. No me considero ni varón ni mujer. Y estuve todo este tiempo buscando un significado a eso que sentía. Tuve dudas, me deprimí. Hasta que encontré a gente que le pasaba lo mismo y con elles encontré la fuerza para hacer este reclamo”, explicó Shanick.

También sostuvo que “fueron meses de lucha pero también de mucho acompañamiento. Recién hoy puedo decir con mucho orgullo que soy libre al fin. Soy feliz”, aseguró tras conocerse hoy el fallo judicial que obliga al Registro Civil provincial a realizar la inscripción de acuerdo a sus deseos.

Por su parte Erika Moreno, coordinadora provincial de Red Diversa Positiva –una Organización No Gubernamental (ONG) dedicada a derechos de minorías- calificó a la sentencia como “histórica”, y recordó que la entidad “viene acompañando otros reclamos de personas pertenecientes al mismo colectivo”.

“Hoy nos ocupa un caso de identidad sexual de una persona que se autopercibe como no binaria. Es un gran avance, pero nos queda reivindicar otros derechos de minorías sexuales como la salud, la vivienda y el trabajo. Necesitamos políticas públicas activas”, reflexionó Moreno.

En tanto Solange Verón, miembra de la organización Transderechos y una de las abogadas de Shanick, explicó que si bien la ley de identidad de género considera que debe darse una interpretación favorable a la autodeterminación sexual, el Registro Civil interpretó que para el caso del sexo la ley establece un sistema “binario y biologicista”.

“El impacto de esta sentencia es que rompe con ese sistema binario cisheteronormativo y propio del patriarcado y genera un antecedente que podría aplicarse a otros casos por tratarse de un amparo por discriminación”, analizó Verón.

También aseguró que se trata de un “precedente nacional” y de la primera sentencia de su tipo en la provincia que “tendrá un impacto sobre la visibilización de este colectivo minoritario y sobre temas conexos como el lenguaje inclusivo”, señaló.

“Desde el punto de vista jurídico, el fallo atiende un documento esencial como es la opinión consultiva 24 de la Corte Interamericana de Derechos Humanos donde se establecen pautas para la igualdad de género”, agregó la letrada.